José María Setién Alberro

Publicar esquela » Esquelas » Donostia » José María Setién Alberro
José María Setién Alberro 2018-07-13T17:58:08+00:00

Project Description

José María Setién Alberro

4º Obispo emérito de San Sebastián

Falleció en , , el día 10 de julio de 2018.

Habiendo recibido los Santos Sacramentos

La comunidad católica vasca

Ruegan una oración por su alma

La capilla ardiente con los restos mortales del obispo emérito de San Sebastián se instalará en al catedral, en la capilla del Santísimo Sacramento. Estará abierta desde las 14:00 horas de este martes hasta horas a 20:00 horas. Y mañana, 11 de julio, desde las 08:00 horas, hasta la hora del funeral, a las 12:00 horas.

Esta es una necrológica de José María Setién Alberro publicada debido a su fallecimiento el 10 de julio de 2018 en , , . Para contribuir a su obituario o para enviar condolencias a la familia de José María Setién Alberro, por favor escribe un comentario debajo.

Enviar esta esquela por email

2 Comentarios

  1. Jose F Toledo 10 julio, 2018 en 6:02 pm - Responder

    “En mi nombre y en el de mi familia, nos unimos a vuestro dolor y os enviamos nuestro apoyo más sincero en estos momentos tan duros para vosotros.Si un hombre muere, ¿volverá a vivir?”, preguntó hace mucho tiempo el patriarca Job. (Job 14:14, Versión Popular.) Quizás usted también se haya hecho esta pregunta. ¿Cómo se sentiría si supiese que iba a poder reunirse de nuevo, aquí mismo en la Tierra y bajo condiciones inmejorables, con sus seres queridos que han muerto? la Biblia promete lo siguiente: “Tus muertos vivirán. […] Se levantarán”. Y también dice: “Los justos mismos poseerán la tierra, y residirán para siempre sobre ella”. (Isaías 26:19; Salmo 37:29.) Por consiguiente, la muerte es la ausencia de vida. La Biblia hace el siguiente contraste: “El salario que el pecado paga es muerte, pero el don que Dios da es vida eterna”. (Romanos 6:23.) También indica que la muerte es un estado de inconsciencia total, pues dice: “Porque los vivos están conscientes de que morirán; pero en cuanto a los muertos, ellos no están conscientes de nada en absoluto”. (Eclesiastés 9:5.) Además, explica que cuando una persona muere “sale su espíritu, él vuelve a su suelo; en ese día de veras perecen sus pensamientos”. (Salmo 146:3, 4.) el Dios Todopoderoso no solo tiene el poder de resucitar a las personas que han muerto, sino también el deseo de hacerlo. El propio Jesucristo dijo: “No se maravillen de esto, porque viene la hora en que todos los que están en las tumbas conmemorativas oirán su voz y saldrán”. (Juan 5:28, 29; Hechos 24:15.)con estas palabras tratamos de darle consuelo en estos momentos difíciles

  2. Jaime 15 julio, 2018 en 7:25 am - Responder

    Ojalá encuentre algo arriba lo que sembró aquí abajo.

Deja tu comentario